Ya no más dolor de huesos, vientre inflamado, calambres en las extremidades ni problemas de la próstata si tomas este té.

Debido a la contaminación, el estrés, nuestro estilo de vida y otros factores, cada vez son  más las enfermedades a las que debemos hacer frente. Por ello las visitas a los hospitales y la compra frecuente de medicamentos hacen que nuestra situación económica se afecte cada día más.

Es por esta razón que muchos han optado por volver a utilizar los remedios naturales para cuidar de su salud. A pesar de que estos se han dejado de utilizar de manera casera, su utilización a nivel de laboratorios ha seguido igual. No te sorprenda saber que la mayoría de los medicamentos que consumes están elaborados a base de hierbas, frutas y las cortezas, raíces y hojas de algunas plantas.

Hoy queremos hablarte de los beneficios de una semilla que comúnmente desechamos a la basura cuando consumimos su masa, pero la cual esconde un sinnúmero de propiedades que debes conocer. Se trata de la semilla de aguacate. Con esta semilla podemos combatir los calambres, dolores de huesos, inflamación y problemas dermatológicos. Y por si fuera poco, su alto contenido de fibra y aminoácidos promueven la buena digestión.

El aguacate es una fruta altamente recomendada por los nutricionistas. pero su semilla es la que tiene la mayor concentración de nutrientes, vitaminas y minerales. De hecho, el 70% de los aminoácidos de esta fruta se hallan en la semilla. Allí también se encuentra la mayor reserva de fibra soluble el aguacate.

Como se prepara y utiliza la semilla de aguacate para combatir problemas de salud.

El sabor no es muy agradable, ya que suele ser muy amargo y astringente, debido a sus propiedades medicinales. Lo primero que debes hacer es quitarle la fina piel marrón que la cubre. Luego, la rallaremos con un rallador (guallo). Si lo deseamos, también podemos tostar el polvo resultante a fuego lento. Después de ello, notaremos que adquiere un color rojizo. Otra opción es tostar la semilla muy bien, para luego triturarla con un molinillo de café. Con esta ralladura podemos hacer los siguientes remedios.

Té de semilla de aguacate: Solo debemos poner a hervir el agua con un poco de esta ralladura por 10 minutos. Luego, la dejaremos reposar otros 5 minutos y la tomaremos a lo largo del día.

Para preparar guarniciones: podemos hacer guarniciones para las ensaladas, sopa, guisos, arroz y hasta las pastas.

Ves lo fácil que es prepararlo, de esta manera tan sencilla podrás obtener todos los beneficios de la semilla de aguacate. Por eso, te animamos a comenzar a consumirla cuantos antes para que la aproveches al máximo. Verás cómo tus calambres, dolores de hueso e inflamación desaparecen rápidamente. Si quieres que otros se enteren de los beneficios del aguacate, comparte esta información.

Compartir